Resultado de imagen para presidencia de la republica dominicana logo


Las familias de las 22 personas asesinadas el 22 de mayo en un ataque terrorista durante el concierto de Ariana Grande en Manchester recibirán 324.000 dólares cada una, gracias al fondo We Love Manchester, según lo anunciado por la concejal Sue Murphy este martes. Hasta ahora, la campaña ha recibido más de 23 millones de dólares en donaciones.
“La ciudad y el mundo respondieron con tanta generosidad y solidaridad después del ataque del Manchester Arena…”, le dijo Murphy a The Guardian, y agregó, “…tuvimos que conseguirle rápidamente algo quienes tenían necesidades inmediatas”.
“Ahora nos tomaremos algo de tiempo para definir cómo distribuiremos el resto de los fondos”, dijo Murphy. “Este será un proceso complejo y sensible, ya que necesitamos determinar el impacto a largo plazo del ataque”. El dinero le será entregado solo a un miembro de la familia (el más cercano), pero se harán excepciones en casos especiales, como chicos asesinados en el ataque que tenían padres divorciados. El dinero será dado como un regalo, así que dependerá de ellos qué hacer con él”.
En junio, Grande organizó un concierto lleno de estrellas con el objetivo de ayudar a las víctimas y a las familias de aquellos asesinados. Recaudó más de 13 millones de dólares y luego la nombraron ciudadana honoraria de Mánchester.
Los sobrevivientes heridos durante la explosión ya recibieron dinero del fondo. Les entregaron aproximadamente 77.150 dólares a cada una de las cincuenta y siete personas que pasaron siete o más noches en el hospital, y a las 96 personas que pasaron entre una noche y siete días en el hospital les otorgaron 4.500 dólares. De acuerdo al comunicado de prensa, algunos sobrevivientes recibieron dinero si se recuperaron rápidamente pero tuvieron que regresar al hospital para futuras operaciones.
Grande previamente compartió su solidaridad a través de un comunicado publicado en mayo. “Mi corazón, oraciones y condolencias más profundas están con las víctimas del ataque de Mánchester y sus seres queridos. No hay nada que yo o nadie pueda hacer para quitarles el dolor que sienten o para mejorar esto. Sin embargo, les ofrezco mi mano y mi corazón en lo que pueda darles a ustedes y a los suyos, si necesitan o requieren de mi ayuda. Lo único que podemos hacer ahora es escoger cómo nos afectará esto y en cómo viviremos nuestras vidas de ahora en adelante”, dijo la princesa pop. “Lo siento por el dolor y el miedo que deben estar sufriendo y por el trauma que viven. Nunca podremos entender por qué ocurren eventos como este, porque no están en nuestra naturaleza, razón por la que no debemos retroceder. No renunciaremos ni viviremos con miedo. No dejaremos que esto nos divida. No dejaremos que el odio gane. No quiero seguir el resto del año sin poder ver y levantar el ánimo de mis fans, de la misma manera que ellos levantan el mío”.
“Nuestra respuesta a esta violencia debe ser estar más unidos, ayudarnos mutuamente, amar más, cantar más fuerte y vivir de manera más generosa que antes”, dijo Grande. “Cuando ves a la audiencia de mis shows, te das cuenta de que son un grupo hermoso, diverso, puro y feliz. Miles de personas, increíblemente diferentes, todos reunidos por la misma razón: la música. La música es algo que pueden compartir todos los seres de la tierra. La música está para sanarnos, para reunirnos, para hacernos felices. Así que eso es lo que seguirá haciendo por nosotros. Continuaremos en honor de los que perdimos, de sus seres queridos, de mis fans y todos los afectados por esta tragedia. Estarán en mi mente y en mi corazón cada día y pensaré en ellos con todo lo que hago por el resto de mi vida”.

Las familias de las víctimas de Mánchester recibirán miles de dólares.



Las familias de las 22 personas asesinadas el 22 de mayo en un ataque terrorista durante el concierto de Ariana Grande en Manchester recibirán 324.000 dólares cada una, gracias al fondo We Love Manchester, según lo anunciado por la concejal Sue Murphy este martes. Hasta ahora, la campaña ha recibido más de 23 millones de dólares en donaciones.
“La ciudad y el mundo respondieron con tanta generosidad y solidaridad después del ataque del Manchester Arena…”, le dijo Murphy a The Guardian, y agregó, “…tuvimos que conseguirle rápidamente algo quienes tenían necesidades inmediatas”.
“Ahora nos tomaremos algo de tiempo para definir cómo distribuiremos el resto de los fondos”, dijo Murphy. “Este será un proceso complejo y sensible, ya que necesitamos determinar el impacto a largo plazo del ataque”. El dinero le será entregado solo a un miembro de la familia (el más cercano), pero se harán excepciones en casos especiales, como chicos asesinados en el ataque que tenían padres divorciados. El dinero será dado como un regalo, así que dependerá de ellos qué hacer con él”.
En junio, Grande organizó un concierto lleno de estrellas con el objetivo de ayudar a las víctimas y a las familias de aquellos asesinados. Recaudó más de 13 millones de dólares y luego la nombraron ciudadana honoraria de Mánchester.
Los sobrevivientes heridos durante la explosión ya recibieron dinero del fondo. Les entregaron aproximadamente 77.150 dólares a cada una de las cincuenta y siete personas que pasaron siete o más noches en el hospital, y a las 96 personas que pasaron entre una noche y siete días en el hospital les otorgaron 4.500 dólares. De acuerdo al comunicado de prensa, algunos sobrevivientes recibieron dinero si se recuperaron rápidamente pero tuvieron que regresar al hospital para futuras operaciones.
Grande previamente compartió su solidaridad a través de un comunicado publicado en mayo. “Mi corazón, oraciones y condolencias más profundas están con las víctimas del ataque de Mánchester y sus seres queridos. No hay nada que yo o nadie pueda hacer para quitarles el dolor que sienten o para mejorar esto. Sin embargo, les ofrezco mi mano y mi corazón en lo que pueda darles a ustedes y a los suyos, si necesitan o requieren de mi ayuda. Lo único que podemos hacer ahora es escoger cómo nos afectará esto y en cómo viviremos nuestras vidas de ahora en adelante”, dijo la princesa pop. “Lo siento por el dolor y el miedo que deben estar sufriendo y por el trauma que viven. Nunca podremos entender por qué ocurren eventos como este, porque no están en nuestra naturaleza, razón por la que no debemos retroceder. No renunciaremos ni viviremos con miedo. No dejaremos que esto nos divida. No dejaremos que el odio gane. No quiero seguir el resto del año sin poder ver y levantar el ánimo de mis fans, de la misma manera que ellos levantan el mío”.
“Nuestra respuesta a esta violencia debe ser estar más unidos, ayudarnos mutuamente, amar más, cantar más fuerte y vivir de manera más generosa que antes”, dijo Grande. “Cuando ves a la audiencia de mis shows, te das cuenta de que son un grupo hermoso, diverso, puro y feliz. Miles de personas, increíblemente diferentes, todos reunidos por la misma razón: la música. La música es algo que pueden compartir todos los seres de la tierra. La música está para sanarnos, para reunirnos, para hacernos felices. Así que eso es lo que seguirá haciendo por nosotros. Continuaremos en honor de los que perdimos, de sus seres queridos, de mis fans y todos los afectados por esta tragedia. Estarán en mi mente y en mi corazón cada día y pensaré en ellos con todo lo que hago por el resto de mi vida”.