Resultado de imagen para presidencia de la republica dominicana logo



SANTO DOMINGO. La reciente decisión de Estados Unidos de no participar en la última ronda de recapitalización del Fondo Multilateral de Inversiones (FOMIN) no afectará los proyectos en marcha, ni los planificados para los próximos seis años, aseguraron desde el ente.
Japón y los países de América Latina y el Caribe sí participaron en la reciente recapitalización, con US$317 millones.
“Los nuevos recursos permitirán que el FOMIN continúe sus operaciones al ritmo actual del 2019 al 2023, siguiendo con el mismo alcance de proyectos y manteniendo su enfoque como laboratorio de innovación”, indicó en un comunicado el fondo, que es administrado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
El gobierno de Donald Trump, que actualmente revisa los aportes y donaciones a otros países, decidió esta semana no participar más en el fondo. Es la primera vez desde la creación del FOMIN, en 1993, que ese país decide no contribuir. Los datos oficiales indican que Estados Unidos ha aportado 36% del dinero recibido por el fondo, unos US$624 millones.
El FOMIN funciona como un laboratorio de innovación en la región, incluyendo a la República Dominicana, donde se han ejecutado 60 proyectos, con financiamientos por US$36 millones. La revitalización comercial y urbana de la zona colonial de Santo Domingo, el proyecto de ecosistemas marino-costeros y los drones para la salud son programas que recibieron dinero del fondo. La cartera activa en el país involucra 14 operaciones en desarrollo para las que están pautados US$5.6 millones.

Retiro de los Estados Unidos del FOMIN no arriesga los proyectos en curso




SANTO DOMINGO. La reciente decisión de Estados Unidos de no participar en la última ronda de recapitalización del Fondo Multilateral de Inversiones (FOMIN) no afectará los proyectos en marcha, ni los planificados para los próximos seis años, aseguraron desde el ente.
Japón y los países de América Latina y el Caribe sí participaron en la reciente recapitalización, con US$317 millones.
“Los nuevos recursos permitirán que el FOMIN continúe sus operaciones al ritmo actual del 2019 al 2023, siguiendo con el mismo alcance de proyectos y manteniendo su enfoque como laboratorio de innovación”, indicó en un comunicado el fondo, que es administrado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
El gobierno de Donald Trump, que actualmente revisa los aportes y donaciones a otros países, decidió esta semana no participar más en el fondo. Es la primera vez desde la creación del FOMIN, en 1993, que ese país decide no contribuir. Los datos oficiales indican que Estados Unidos ha aportado 36% del dinero recibido por el fondo, unos US$624 millones.
El FOMIN funciona como un laboratorio de innovación en la región, incluyendo a la República Dominicana, donde se han ejecutado 60 proyectos, con financiamientos por US$36 millones. La revitalización comercial y urbana de la zona colonial de Santo Domingo, el proyecto de ecosistemas marino-costeros y los drones para la salud son programas que recibieron dinero del fondo. La cartera activa en el país involucra 14 operaciones en desarrollo para las que están pautados US$5.6 millones.