Resultado de imagen para presidencia de la republica dominicana logo


ROMA. El papa Francisco se convirtió este domingo en el primer pontífice en visitar una iglesia anglicana en Roma al acudir al templo All Saints de la capital italiana.
“Hace más de 200 años tuvo lugar el primer servicio litúrgico anglicano en Roma para un grupo de residentes ingleses”, recordó el papa en su homilía.
“En esos dos siglos, muchas cosas han cambiado entre católicos y anglicanos que antaño se miraban con recelos y hostilidad. Hoy, gracias a Dios, nos reconocemos por lo que somos realmente: hermanos y hermanas en Cristo”, prosiguió Francisco.
“Démosle gracias al Señor porque el deseo de una mayor cercanía entre cristianos es más fuerte, como lo demuestra el hecho de rezar juntos”, añadió.
El papa reconoció, no obstante, que hay dificultades en el camino del acercamiento, de la “plena comunión”, entre esas dos iglesias cristianas.
“A veces el progreso en el camino de una plena comunión puede parecer lento e inseguro, pero hoy nos podemos sentir alentados por nuestro encuentro”, declaró el pontífice.
El pasado octubre, el papa y el arzobispo de Canterbury, Justin Welby, celebraron juntos las vísperas en la iglesia san Gregorio al Celio de Roma para mostrar su cercanía tras 50 años de acercamiento entre esas dos Iglesias.
Ambos líderes religiosos mostraron, sin embargo, en un texto común sus divisiones, “en particular sobre la ordenación de las mujeres y en cuestiones relacionadas con la sexualidad”.
En la Iglesia anglicana, las mujeres pueden ser ordenadas desde 1992 y representan un tercio del clero hoy en día.
La escisión anglicana ocurrió en el siglo XVI después de que el papa se negara a conceder la anulación de su matrimonio al rey Enrique VIII. Desde entonces los anglicanos no reconocen la autoridad del papa.
El reverendo Jonathan Boardman, sacerdote de la iglesia All Saints situada en el centro de Roma, celebró la visita del papa.
“Es una alegría increíble, esto tiene un significado absolutamente extraordinario”, declaró.

Francisco visita iglesia anglicana en Roma, la primera que hace un papa



ROMA. El papa Francisco se convirtió este domingo en el primer pontífice en visitar una iglesia anglicana en Roma al acudir al templo All Saints de la capital italiana.
“Hace más de 200 años tuvo lugar el primer servicio litúrgico anglicano en Roma para un grupo de residentes ingleses”, recordó el papa en su homilía.
“En esos dos siglos, muchas cosas han cambiado entre católicos y anglicanos que antaño se miraban con recelos y hostilidad. Hoy, gracias a Dios, nos reconocemos por lo que somos realmente: hermanos y hermanas en Cristo”, prosiguió Francisco.
“Démosle gracias al Señor porque el deseo de una mayor cercanía entre cristianos es más fuerte, como lo demuestra el hecho de rezar juntos”, añadió.
El papa reconoció, no obstante, que hay dificultades en el camino del acercamiento, de la “plena comunión”, entre esas dos iglesias cristianas.
“A veces el progreso en el camino de una plena comunión puede parecer lento e inseguro, pero hoy nos podemos sentir alentados por nuestro encuentro”, declaró el pontífice.
El pasado octubre, el papa y el arzobispo de Canterbury, Justin Welby, celebraron juntos las vísperas en la iglesia san Gregorio al Celio de Roma para mostrar su cercanía tras 50 años de acercamiento entre esas dos Iglesias.
Ambos líderes religiosos mostraron, sin embargo, en un texto común sus divisiones, “en particular sobre la ordenación de las mujeres y en cuestiones relacionadas con la sexualidad”.
En la Iglesia anglicana, las mujeres pueden ser ordenadas desde 1992 y representan un tercio del clero hoy en día.
La escisión anglicana ocurrió en el siglo XVI después de que el papa se negara a conceder la anulación de su matrimonio al rey Enrique VIII. Desde entonces los anglicanos no reconocen la autoridad del papa.
El reverendo Jonathan Boardman, sacerdote de la iglesia All Saints situada en el centro de Roma, celebró la visita del papa.
“Es una alegría increíble, esto tiene un significado absolutamente extraordinario”, declaró.