Resultado de imagen para presidencia de la republica dominicana logo
(TODOEXITO.NET) Pareja de Quirinito niega fuera detenida dice que fue a la Procuraduría a entregar documentos (TODOEXITO.NET) Índice de la Actividad Manufacturera se coloca por debajo de 50 puntos (TODOEXITO.NET) Empieza mañana XII Congreso Dominicano de Historia “El Caribe en el siglo XVII” (TODOEXITO.NET) Madre recibe RD$54 mil de ayuda, pero trasplante a su bebé cuesta RD$6 millones (TODOEXITO.NET) Aumentan a 530 los fallecidos en el terremoto de Irán ( TODOEXITO.NET) Inglés detenido por muerte de dos holandeses en El Seibo sería deportado en las próximas horas (TODOEXITO.NET) Adrian Beltré: “Sé que tengo que trabajar todos los días para ser mejor que cualquiera que esté cerca de mí” (TODOEXITO.NET) Reporte del FBI: Suben crímenes de odio por segundo año consecutivo. somos Grup.Martmarg


IDOMENI. Un gobernador regional pidió al gobierno de Grecia que declare el estado de emergencia en la zona próxima al paso fronterizo de Idomeni, donde miles de migrantes están varados por las restricciones fronterizas en los países de la ruta hacia el occidente de Europa.
Apostolos Tzitzikostas, gobernador de la región griega de Macedonia Central, dijo que hay entre 13.000 y 14.000 personas atrapadas en Idomeni, mientras que entre 6.000 y 7.000 están albergadas en campos de refugiados de la región. Eso significa que la zona tiene como 60% del total de migrantes en el país.
“Es una enorme crisis humanitaria. Le he pedido al gobierno declarar la zona en estado de emergencia”, dijo Tzitzikostas durante una visita a Idomeni para entregar apoyo a la Cruz Roja y otras organizaciones no gubernamentales. “Esto no puede continuar por mucho tiempo más”.
Desde hace unos días, la vecina República de Macedonia permite sólo la entrada a su territorio de pequeños grupos de refugiados sirios e iraquíes, alegando restricciones similares en los países más al norte en la ruta migratoria. Estas medidas han ocasionado un enorme cuello de botella en Grecia, cuya proximidad de sus islas con las costas turcas la han convertido en el punto de entrada preferido por los refugiados y otros migrantes en busca de una mejor vida en Europa.
El campo de refugiados en Idomeni tiene capacidad para unas 2.000 personas y se ha sobrepoblado radicalmente, con personas que llegan todos los días y montan pequeñas carpas a lo largo de las vías del tren junto al campo y se esparcen en los campos circundantes.
Cientos de hombres, mujeres y niños llegan diario después de caminar más de 15 kilómetros (unas 10 millas) de una estación cercana de gasolina en donde se montó un campo improvisado. Las autoridades griegas han intentado desmotivar la llegada de más personas con el cuello de botella, pero muchos prefieren esperar en la frontera que en otros campos de refugiados cercanos con la esperanza de lograr formarse en la enorme fila para cruzar.
La Unión Europea y Turquía participarán en una cumbre el lunes para discutir la crisis de refugiados que ha afectado las relaciones entre países de la UE.
“Esperamos que Turquía finalmente comience a hacer lo que ya debería llevar meses haciendo y también esperamos que nuestros socios europeos comiencen a recibir refugiados en sus países”, dijo el gobernador. “Tiene que haber una distribución equitativa entre los países”.
“El lunes habrá una reunión. Esperemos que se tome una decisión a nuestro favor”, dijo Mohammed Ousou, un curdo sirio sentado al lado de una pequeña carpa en el campo mientras sus ocupantes, curdos sirios, tocaban música y cantaban canciones tradicionales curdas para deleite de los transeúntes que se detenían a aplaudir.
“Tenemos que seguir en movimiento”, dijo Adnan Khantek, uno de los músicos. “Con la voluntad de Dios, nos iremos”.

Gobernador pide a Grecia que declare el estado de emergencia



IDOMENI. Un gobernador regional pidió al gobierno de Grecia que declare el estado de emergencia en la zona próxima al paso fronterizo de Idomeni, donde miles de migrantes están varados por las restricciones fronterizas en los países de la ruta hacia el occidente de Europa.
Apostolos Tzitzikostas, gobernador de la región griega de Macedonia Central, dijo que hay entre 13.000 y 14.000 personas atrapadas en Idomeni, mientras que entre 6.000 y 7.000 están albergadas en campos de refugiados de la región. Eso significa que la zona tiene como 60% del total de migrantes en el país.
“Es una enorme crisis humanitaria. Le he pedido al gobierno declarar la zona en estado de emergencia”, dijo Tzitzikostas durante una visita a Idomeni para entregar apoyo a la Cruz Roja y otras organizaciones no gubernamentales. “Esto no puede continuar por mucho tiempo más”.
Desde hace unos días, la vecina República de Macedonia permite sólo la entrada a su territorio de pequeños grupos de refugiados sirios e iraquíes, alegando restricciones similares en los países más al norte en la ruta migratoria. Estas medidas han ocasionado un enorme cuello de botella en Grecia, cuya proximidad de sus islas con las costas turcas la han convertido en el punto de entrada preferido por los refugiados y otros migrantes en busca de una mejor vida en Europa.
El campo de refugiados en Idomeni tiene capacidad para unas 2.000 personas y se ha sobrepoblado radicalmente, con personas que llegan todos los días y montan pequeñas carpas a lo largo de las vías del tren junto al campo y se esparcen en los campos circundantes.
Cientos de hombres, mujeres y niños llegan diario después de caminar más de 15 kilómetros (unas 10 millas) de una estación cercana de gasolina en donde se montó un campo improvisado. Las autoridades griegas han intentado desmotivar la llegada de más personas con el cuello de botella, pero muchos prefieren esperar en la frontera que en otros campos de refugiados cercanos con la esperanza de lograr formarse en la enorme fila para cruzar.
La Unión Europea y Turquía participarán en una cumbre el lunes para discutir la crisis de refugiados que ha afectado las relaciones entre países de la UE.
“Esperamos que Turquía finalmente comience a hacer lo que ya debería llevar meses haciendo y también esperamos que nuestros socios europeos comiencen a recibir refugiados en sus países”, dijo el gobernador. “Tiene que haber una distribución equitativa entre los países”.
“El lunes habrá una reunión. Esperemos que se tome una decisión a nuestro favor”, dijo Mohammed Ousou, un curdo sirio sentado al lado de una pequeña carpa en el campo mientras sus ocupantes, curdos sirios, tocaban música y cantaban canciones tradicionales curdas para deleite de los transeúntes que se detenían a aplaudir.
“Tenemos que seguir en movimiento”, dijo Adnan Khantek, uno de los músicos. “Con la voluntad de Dios, nos iremos”.